El sello de calidad “Crianza de Nuestros Mares” reivindica las ventajas de la acuicultura española en la Expo Milano 2015

La sostenibilidad y el equilibrio de la balanza comercial, características fundamentales que se abordaron en el encuentro “La acuicultura, la despensa de nuestros mares”

El Gerente de de la Asociación Empresarial de Productos de Cultivos Marinos de España (APROMAR) y del sello de calidad “CRIANZA DE NUESTROS MARES”, Javier Ojeda, ha hablado en  Milán sobre la importancia actual de la acuicultura en España, en Europa y en  el mundo, así como las ventajas de estos productos acuáticos, cuyo crecimiento sostenible podría permitir equilibrar la balanza comercial exterior española al tiempo que proporciona referencias pesqueras saludables, obtenidas bajo los más estrictos controles sanitarios, ambientales y de responsabilidad social.

Así lo ha explicado durante el encuentro “La acuicultura, la despensa de nuestros mares” que ha tenido lugar en el Pabellón de España en Expo Milano 2015, donde, además, el prestigioso chef Jorge Murillo, ha realizado un showcooking a base de productos bajo el sello de calidad “CRIANZA DE NUESTROS MARES” con el objetivo de dar a conocer al consumidor las posibilidades culinarias de estos tesoros marinos, sabrosos y sostenibles.

Por su parte, el subdirector general de Caladero Nacional, Aguas Comunitarias y Acuicultura del MAGRAMA, Ramón de la Figuera, ha puesto en valor las buenas condiciones que se dan en España para que la actividad acuícola crezca de forma sostenible, equilibrando la balanza comercial de los productos pesqueros y generando empleo.

Cabe destacar que la marca “CRIANZA DE NUESTROS MARES” es una iniciativa sectorial pionera donde por primera vez el consumidor podrá acudir al lineal de pescado fresco e identificar las doradas, lubinas y corvinas criadas en los mares españoles, al portar un distintivo fijado en las agallas con un sello identificativo así como con un código de trazabilidad de cada ejemplar.

El objetivo final es que el consumidor tenga a su disposición la máxima información posible, pueda reconocer claramente qué productos proceden de nuestras costas y pueda realizar así una compra con conocimiento de causa.

En el ámbito de APROMAR (asociación que engloba prácticamente a todo el sector), tener una marca colectiva se consideraba una necesidad perentoria. Además, este sello no será monográfico sino que complementará las marcas comerciales de las empresas participantes.